analisis de la integracion

Conferencia “Análisis de la integración regional a través de la OEA”

Por Elías Rosales

 

14022348_10154874433828465_720952761954150414_n

El pasado miércoles 17 de agosto tuvo lugar en el Auditorio de nuestro campus la conferencia “Análisis de la integración regional a través de la OEA”, impartida por Luis Almagro Lemes, Secretario General de la OEA (Organización de Estados Americanos). El diplomático uruguayo se dirigió a la comunidad del campus que llenó el Auditorio para escucharle junto con profesores, directivos de nuestra institución y representantes de importantes medios de comunicación.
La conferencia versó sobre varios temas muy relevantes en la actualidad americana, principalmente acerca de la importancia de lograr un punto de acuerdo de valores y procesos para proteger la democracia y las libertades ciudadanas. También, hizo un llamado a la creación de mejores mecanismos para hacer efectiva la democracia en cada uno los miembros de la OEA y lograr una protección real de los derechos humanos. Enfatizó que sólo sobre la base de estos principios y valores democráticos, podrá asentarse una integración entre las naciones americanas.
Al ser preguntado sobre temas específicos, el secretario respondió de forma puntual las dudas de los estudiantes. Al respecto de las elecciones de los Estados Unidos, comentó que el discurso político con tintes discriminatorios que se ha dado en países miembros de la OEA en cuanto al tema de inmigrantes preocupa a este organismo internacional, y enfatizó la necesidad de que se inviertan estas tendencias puesto que no ayudan a la integración regional. Además indicó que cuando estos alegatos se utilizan como discurso de campaña son aún más peligrosos. Informó que la OEA estará muy presente en el proceso electoral que se realizará, no sólo como un organismo observador, sino incluso como auditor.
También manifestó su preocupación sobre la situación política y humanitaria que atraviesa Venezuela, que, según explicó, se ha transformado en el país más corrupto de la región y sufre un gran deterioro institucional. Ante esta situación, hizo un llamado enérgico al cumplimiento de la voluntad de la gente y la realización de un urgente referéndum revocatorio, que debería hacerse en el transcurso de este año.
Con respecto al poder de la OEA como organismo regulatorio, afirmó que ésta no puede entrar en los juegos florentinos y manejos maquiavélicos de la política, sino que buscará ir por el camino de la ética y los valores. Manifestó el deseo de que todos los miembros sean capaces de apegarse a estos valores y a las cartas de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos y a todos los acuerdos de la OEA.
Sobre México, calificó la relación con la OEA como “de intensidad”, no sólo por las contribuciones que ha hecho a la organización, sino por los grandes problemas que presenta que obligan a la OEA a actuar. Alabó la apertura de México al escrutinio internacional, cosa que según dijo, es poco común entre los países miembros. Por otro lado, respondiendo sobre el “Caso de Ayotzinapa” comentó que la OEA ha redactado dos informes muy duros al respecto y está dando seguimiento a la investigación en conjunto con las autoridades mexicanas para continuar los avances.